Cataluña
Puigdemont llama a boicotear la mesa de diálogo con el gobierno de Sánchez
El expresidente de la Generalitat consideró que la mesa de diálogo entre el gobierno catalán y Madrid es una pérdida de tiempo. "El gran elefante está ahí: la independencia de Cataluña", advirtió.

 El expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, consideró que la mesa de diálogo entre el gobierno catalán y el Ejecutivo de Pedro Sánchez es una pérdida de tiempo, ya que las negociaciones eluden una solución a los deseos independentistas catalanes.

"Ya hubo tiempo suficiente para poner sobre la mesa elementos para una verdadera negociación con el Estado. No están", sostuvo Puigdemont apenas dos días después del encuentro cara a cara entre Sánchez y el mandatario catalán Pere Aragonès.

Crisis en la Generalitat: Aragonès veta a Junts para la mesa de diálogo

A finales de junio, el líder socialista indultó a nueve dirigentes independentistas condenados por el referéndum de 2017, pero en la última reunión con Aragonès le dejó en claro que no avanzará en una amnistía general ni permitiría una nueva consulta secesionista. "Ambos hemos coincidido en la importancia de lo que hoy empieza. Hoy hacemos ese reinicio con toda la fuerza", tuvo que admitir el president.  

Ya hubo tiempo suficiente para poner sobre la mesa elementos para una verdadera negociación con el Estado. No están.

Sin la posibilidad de una amnistía, Puigdemont tendría que enfrentar a la Justicia española en caso de volver. Además el Parlamento Europeo resolvió investigar los presuntos nexos entre líderes independentistas y funcionarios rusos entre 2017 y 2020 a raíz de un artículo publicado por The New York Times. La iniciativa fue propuesta por el grupo socialdemócrata.

ERC advierte que si la mesa de diálogo fracasa, "Vox entrará a la Moncloa"

"El gran elefante está ahí: la independencia de Cataluña", advirtió Puigdemont, para quien "la respuesta del pueblo catalán será clara" si Aragonès no avanza en la organización de un nuevo referéndum separatista.

La estrategia de Aragonès ha resentido las relaciones entre ERC y Junts, el partido de Puigdemont. Y pese a las diferencias en torno a la Ley de Memoria Democrática, ERC y PSOE se entienden en la Cámara Baja. "Trabajaremos sin prisa, sin pausa y sin fechas", dijo Sánchez desde Barcelona.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.