Igualdad
Calvo bloquea la acción de Irene Montero: no habrá legislación de Igualdad si no cede en la ley LGTBI
Fuentes próximas a la vicepresidenta primera se niegan a introducir el cambio de género en el registro civil sólo con la mera declaración, y exigen ciertos trámites previos

Carmen Calvo torpedea la acción de Irene Montero en el Ministerio de Igualdad y condiciona la acción legislativa de su departamento a que renuncie a una de sus principales reivindicaciones hacia el colectivo trans. La vicepresidenta socialista, que ya ha mantenido fuertes tensiones con la número dos de Podemos a costa del feminismo, advierte ahora a sus socios de Gobierno de que no aceptará la llamada "autodeterminación de género", por la que un hombre podría, sólo con una declaración, convertirse en mujer a todos los efectos. 

Fuentes próximas señalan, además, que sólo una vez acordada esta medida se podrán comenzar a tramitar otras leyes relativas a la prostitución y a la trata. Una advertencia que anula de facto cualquier capacidad legislativa del departamento de Montero. 

La polémica ha vuelto al Gobierno a raíz de la petición de colectivos LGTBI para unificar las dos leyes relativas a su ámbito. Hasta el momento, se tramitaban paralelamente dos leyes: la Ley Trans y la Ley LGTBI, ambas impulsadas por Montero para ampliar los derechos a este colectivo, al que ha otorgado gran importancia en el organigrama de Gobierno, creando una Dirección General de Diversidad Sexual y Derechos LGTBI dependiente del Ministerio, y ocupada por Boti García, ex presidenta de la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans y Bisexuales.

[Irene Montero esquiva una reunión con las asociaciones feministas críticas con la 'Ley Trans'

Ha sido precisamente este colectivo quien ha pedido al Gobierno unificar las dos leyes, Trans y LGTBI. El departamento de Irene Montero aceptó este cambio, pero ponía una condición irrenunciable: incluir la autodeterminación de sexo, uno de los principales ejes de su planteamiento y que rebela a una parte importante del sector feminista.

Un mensaje que también ha sido reproducido por el líder de Podemos y candidato a presidir la Comunidad de Madrid, Pablo Iglesias. "L os derechos de las personas trans serán ley. Los colectivos LGTBI proponen que las leyes LGTBI y Trans del Ministerio de Igualdad salgan adelante unificadas. Por nuestra parte, garantizando la autodeterminación, adelante: vuestros derechos deben ser ley con urgencia", ha defendido el dirigente en Twitter, incidiendo en que la necesidad de "garantizar" la autodeterminación de género.

Sin embargo, desde el entorno de Carmen Calvo se oponen frontalmente a este punto y condicionan cualquier tentativa legislativa de Irene Montero a que renuncie a la autodeterminación para avenirse a un acuerdo con el PSOE. En Presidencia aseguran que ya están trabajando los departamentos de Justicia y de Igualdad para convertir los dos proyectos en una única propuesta legislativa, y que más adelante también deberán implicarse los ministerios de Sanidad y Educación. 

Desde el ministerio de Calvo reprochan a Podemos crear "falsas expectativas" a los colectivos LGTBI, porque "estas leyes siempre acaban en el Tribunal Constitucionales"

Pero desde el entorno de Calvo niegan que vaya a salir adelante la polémica condición de Podemos, que pide poder realizar cambios registrales de género sin análisis psiquiátricos previos, operaciones de cambio de sexo o tratamientos hormonales, exigiendo como única condición la declaración del sentimiento del sexo opuesto. Una opción que abre la puerta a que, por ejemplo, las listas cremallera, que garantizan la presencia del 50% de mujeres, sean ocupadas enteramente por varones de sexo masculino que declaran sentirse mujeres. 

Así, Presidencia asegura que va dar "garantía constitucional" a esta medida y reprocha a su socio de coalición el haber creado "falsas expectativas" sobre este punto, "porque por experiencia sobre este tipo de leyes, siempre acaban en el Tribunal Constitucional". Destacan además la necesidad de establecer ciertas garantías para este tipo de cambios, alegando que "hasta para casarte necesitas un testigo". 

Aseguran estas mismas fuentes que sólo una vez alcanzado un acuerdo sobre la Ley LGTBI-Trans podrán comenzar a trabar en otro tipo de normativas, haciendo mención directa a dos de las propuestas de Irene Montero: la Ley de Trata y Prostitución, una medida que estará bloqueada, señalan, hasta que se alcance un acuerdo entre los socios de coalición. 


Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.