Cataluña
La CUP aborta un pacto 'exprés' de Govern y sólo apoyará un presidente del Parlament "al estilo Forcadell"
La coalición, que obtuvo nueve diputados en las elecciones, quiere un presidente del Parlament que esté dispuesto a "traspasar líneas"

El plan de Esquerra para pactar conjuntamente los puestos del Parlamento y del Govern queda finalmente frustrado. La CUP, uno de los aliados imprescindibles para hacer president a Pere Aragonés, planea dilatar la negociación entre las tres fuerzas independentistas. Esta formación se avendrá a un primer acuerdo este viernes, en la constitución de la Mesa del Parlament, pero con una importante condición: sólo apoyará al presidente de la cámara en caso de que muestre su compromiso a "traspasar líneas", recuperando el "espíritu" de la ex presidenta condenada por sedición, Carme Forcadell, según apuntan fuentes de la formación a LPO.

Este jueves por la tarde, ERC ha anunciado que Junts presidirá la Mesa con la imputada Laura Borrás, mientras que los republicanos se quedarán con la vicepresidencia y la CUP entrará con un puesto. Así, el independentismo obtendría la mayoría: los republicanos, Junts y PSC obtendrían dos puestos, respectivamente, y la CUP, uno. 

La CUP mantiene el objetivo de perpetuar el desafío al Estado desde la presidencia del Parlament, consciente de la dificultad de este compromiso una vez condenada Forcadell a 11 años y medio de cárcel

Los nueve votos de la CUP se presentan como necesarios para que se materialice el acuerdo, y sólo darán luz verde si el aspirante para presidir el Parlament muestra un compromiso firme con cruzar ciertas líneas, con el objetivo final de perpetuar el desafío al Estado y repetir lo sucedido en septiembre y octubre de 2017. 

Con este objetivo habían propuesto a Pau Juvillà, diputado por Lleida, que previsiblemente será inhabilitado en los próximos meses, al estar pendiente de un juicio por desobediencia al negarse a descolgar durante la campaña electoral lazos amarillos de su despacho en el Ayuntamiento de Lleida.

[Ultimátum de ERC a Junts: si no hay pacto de Govern antes del 12-M, le dejará sin presidir el Parlament]

En la formación admiten que no será fácil encontrar esta predisposición, más aún conocidas ya las consecuencias judiciales que estos hechos tuvieron sobre la entonces presidenta del Parlament, Carme Forcadell, que fue condenada por el Tribunal Supremo a 11 años y medio de prisión e inhabilitación por un delito de sedición, al desobedecer las órdenes dictadas por el Tribunal Constitucional, que prohibió la sesión en la que se pretendía aprobar la Declaración Unilateral de Independencia y suspendió la ley del referéndum.

La CUP también ve lejos el acuerdo de Govern. Sin una decisión clara sobre si entrar o no en el nuevo ejecutivo, la última asamblea tuvo lugar el jueves por la tarde, y en ella se acordó posponer ese debate hasta la próxima semana, una vez constituida la Mesa del Parlament. Frustran así el proyecto inicial de los republicanos, que pretendían cerrar un doble pacto esta misma semana, y llegaron a amenazar a Junts con esta posibilidad, planteándoles un ultimátum. 

Sin embargo, el órdago se topó con un contratiempo: la corriente, cada vez más extendida dentro del partido de Puigdemont, que aboga por una repetición electoral, al considerar que JxCat podría sacar rédito y reducir distancia respecto a ERC. Esta posibilidad deja a los republicanos en una posición de debilidad, y tendrán que ceder en los plazos para acordar un nuevo Govern de coalición. Una reedición de un pacto que, según advirtió Joan Tardà, será un "Vietnam diario". 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.