PSOE
El ascenso de Vox hace saltar las alarmas en el PSOE
Alcaldes y dirigentes socialistas catalanes alertan del ascenso de la extrema derecha en feudos de la izquierda y en los barrios de renta más baja

El empuje electoral de Vox empieza a traspasar las fronteras ideológicas de la derecha. Los de Santiago Abascal han dejado en la lona a Ciudadanos y amenazan seriamente al PP como primer partido de la oposición, pero las elecciones del 14 de febrero en Cataluña han disparado además la preocupación en el PSOE.

Según ha sabido LPO, los dirigentes del PSC han hecho llegar a Ferraz su gran inquietud ante los resultados de Vox en muchos feudos tradicionales de la izquierda. Por ejemplo, en el área metropolitana de Barcelona en donde la extrema derecha ha sido el tercer partido más votado en dos municipios clave del cinturón rojo: Hospitalet y Santa Coloma. 

Otro caso que citan en la dirección del PSC es Mataró, en donde Vox ha superado el 10% de los votos. En estos tres municipios, gobernados por los socialistas, Ciudadanos había arrasado hace 4 años con votos prestados del PSC. Muchos de esos votos han vuelto a los socialistas, pero otros muchos se han ido directamente a Vox.

[Illa pone un cordón sanitario a Vox: negociará con los independentistas pero no con los de Abascal]

La extrema derecha ha conseguido sus mejores resultados en toda la franja costera catalana y especialmente en las localidades más turísticas: en Salou, en Tarragona han sido segunda fuerza rozando el 20% de los votos, y en Lloret y Figueres, en Girona han superado el 12% de las papeletas. 

La extrema derecha ha conseguido sus mejores resultados en toda la franja costera catalana y especialmente en las localidades más turísticas: en Salou, en Tarragona han sido segunda fuerza rozando el 20% de los votos, y en Lloret y Figueres, en Girona han superado el 12% de las papeletas.

Los dirigentes de los socialistas catalanes achacan este ascenso de Vox a dos factores fundamentales: el rechazo a la inmigración y los okupas, especialmente la ocupación de segundas viviendas en la costa. Otro dato significativo es el perfil del votante: el partido de Abascal es el que tiene mayor porcentaje de voto, un 25% en los barrios de renta más baja; el PSC tiene el 23%.

Los dirigentes del PSC, con Salvador Illa y Miquel Iceta a la cabeza, han hecho llegar a Ferraz esta inquietud. Hasta el momento, el PSOE veía con satisfacción cómo Vox le quitaba votos al PP haciendo casi imposible la formación de una alternativa creíble al gobierno de coalición. Una estrategia de polarización muy similar a la que jugó Rajoy con Podemos para desgastar al PSOE.

Sánchez llegó a alabar durante la campaña catalana el sentido de Estado de Abascal por haber permitido la aprobación del mecanismo de aplicación de los fondos europeos, contraponiéndolo a la actitud de Casado. Unas declaraciones muy polémicas que provocaron incomodidad incluso dentro del PSOE.

[Vox salvó al Gobierno para vengarse de Casado tras la ruptura en la moción de censura]

Sin embargo, tras las elecciones catalanas, el presidente del Gobierno ha vuelto a la línea dura contra Vox en las sesiones de control del Congreso coincidiendo con las advertencias de los dirigentes socialistas catalanes, que reclaman medidas de mayor cohesión social en los municipios y barrios mas castigados por la crisis y ahora por la pandemia y que se tomen decisiones para frenar el tema de las ocupaciones. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.