Consejo de Ministros
Calvo responde al enfado de Iglesias: "No será por mí que se desvelen las deliberaciones del Gobierno"
La vicepresidenta confirma que el Gobierno aprobará la semana que viene la nueva Ley de Memoria Histórica. El Ejecutivo se acerca a las CCAA para aprobar un nuevo calendario de vacunación

"No será por mí que se desvelen las deliberaciones del Consejo de Ministros". Así de clara ha sido la vicepresidenta primera, Carmen Calvo, tras la confesión del vicepresidente Iglesias a los medios. La vicepresidenta primera no ha perdido la oportunidad para recordar que es la secretaria del Consejo de Ministros e insistió en que no es por ella "que se desvelen las deliberaciones", dijo en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

 Su compañera, la ministra portavoz María Jesús Montero, ha apuntado que "las deliberaciones son secretas y las conversaciones del presidente y el vicepresidente, así como las del resto de ministros no las conocemos y hay que dejarlas en el marco de la relación bilateral". El líder de Unidas Podemos reveló este martes, en una entrevista en la cadena SER, que mantuvo una "fuerte discusión" con el presidente por no informarle sobre la "huida" del Rey Emérito. Tal y como han aclarado Calvo y la ministra portavoz, esa discusión se produjo en el seno del Consejo de Ministros y, por Ley, "las deliberaciones son secretas". 

"Lo importante son las relaciones que el Gobierno mantiene con el Rey Felipe VI que son constitucionales, impecables y para sostener el orden constitucional y el propio Rey hizo que la decisión fuera completamente transparente y, sobre todo, que las razones las conocen todos los ciudadanos. Eso es lo importante", siguió Calvo. La vicepresidenta 'quitó hierro' a una posible erosión en el seno de la coalición por la Corona y aseguró que no tiene "ninguna queja de la coordinación ni de la comunicación. La prueba más difícil es que somos capaces de aprobar nuestro plan normativo para tener nuestro calendario normativo del segundo semestre", señaló. "No tengo ninguna queja en lo que afecta a la comunicación de todos los ministerios con la Vicepresidencia Primera", insistió Calvo. 

Nueva Ley de Memoria Histórica

La vicepresidenta también anunció que el Consejo de Ministros del próximo martes aprobará la nueva Ley de Memoria Histórica. Este medio desveló ya en julio los principales puntos que Calvo busca aprobar para "que nuestra democracia no tenga víctimas en fosas comunes de manera ignominiosa", según dijo este martes. El Gobierno pretende contar con recursos públicos para instaurar un Plan de Exhumación en todo el territorio y "resignificar" el Valle de los Caídos. 

 [PSOE y Podemos retoman la memoria histórica: más exhumaciones y "resignificar" el Valle de los Caídos]

Se trata de una nueva Ley de Memoria Histórica que sustituirá la norma impulsada en 2007 por el Ejecutivo socialista de José Luis Rodríguez Zapatero. La vicepresidenta ya avanzó que el Gobierno se encuentra ultimando con la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) "un plan de exhumación en todo el territorio muy importante, con derivación de fondos públicos para que a través de los ayuntamientos podamos exhumar y devolver con identificación" a los familiares. Se trabaja también, añadió, en un banco de ADN de las víctimas e ilegalizar la Fundación Francisco Franco. "No va a haber ninguna fundación pública que pueda enaltecer a figuras dictatoriales", dijo este martes Calvo. 

El Gobierno se vuelve a acercar a los alcaldes   

El Gobierno se vuelve a acercar a los alcaldes con la próxima aprobación de un nuevo calendario de vacunación. Está previsto, según el Gobierno, que a principios de diciembre se pueda empezar a vacunar a los ciudadanos más vulnerables y a los sanitarios, según el protocolo que esta semana acordará junto a los distintos territorios. 

Otro asunto espinoso para el Gobierno es poder sacar adelante el decreto sobre los remanentes de los ayuntamientos. En estos momentos, fuentes socialistas temen que se derogue el próximo jueves en el Congreso y quede sin efecto. Por ello, desde el Ejecutivo y los grupos parlamentarios del PSOE y de Unidas Podemos han redoblado los contactos con sus aliado en la Cámara para evitar que el decreto quede sin efecto. Fuentes de la dirección socialista reconocen que la situación es compleja porque varios de los habituales aliados en el Congreso, como ERC, por ejemplo, están convencidos de que el no al texto es la única opción posible, tal y como está redactado.

El portavoz del grupo republicano, Gabriel Rufián, ha sido claro al respecto en la rueda de prensa que ha ofrecido este martes en la Cámara: "Nuestra posición, a no que ser que haya un giro de 180 grados, es no". Ese giro de 180 grados es lo que están intentando altos cargos del Ministerio de Hacienda, en algunos casos la propia ministra y en otros, integrantes de su gabinete, y representantes de la dirección del PSOE y de Unidas Podemos, han señalado a Efe fuentes conocedoras de las negociaciones. 

La formación de Iglesias, reticente en un primer momento al decreto, ha cambiado de opinión porque considera que el trámite como proyecto de ley, al permitir que se incluyan cambios, es la opción más idónea en una tesitura de urgencia económica para tantos ayuntamientos, otra consecuencia de la pandemia del coronavirus. Los apoyos siguen sin salir. El diputado de Compromís, Joan Baldoví, ha pedido "un mayor esfuerzo de negociación", porque, si no, ha avisado, "no va a salir" el decreto. Para el valenciano, la "primera condición" es que los 5.000 millones de euros que el Gobierno está dispuesto a distribuir se repartan según un criterio de población, independientemente si un ayuntamiento cede o no los remanentes.

Desde En Comú Podem, la confluencia catalana en el grupo y formación de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, la idea ahora mismo es votar en contra de la convalidación del decreto, tal y como ha avanzado su diputado Gerardo Pisarello. Ha abogado por la configuración de un "fondo covid" antes que por el que aboga la norma aprobada ya en Consejo de Ministros, que ha tildado de "injusta". Cs, igualmente, no tiene previsto moverse del rechazo. Aunque fuentes socialistas indican que hay contactos con esta formación, parece que no han llegado aún a buen puerto. Desde este martes continúan las negociaciones, que se prevén intensas hasta el jueves, cuando se votará el decreto ley en el pleno.

Entre otros asuntos, el Gobierno también ha aprobado este martes la Estrategia Española de Ciencia, Tecnología e Innovación, que fija como objetivo principal el de duplicar, en los próximos siete años, los recursos públicos y privados que se destinan a esas áreas hasta alcanzar -en 2027- el 2,12 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB). La Estrategia que ha aprobado el Gobierno se estaba preparando desde hace varios meses pero se ha terminado durante la pandemia de la Covid-19, por lo que incluye medidas específicas dirigidas a solventar los problemas causados por esta crisis y consolidar y potenciar la ciencia y la innovación como una herramienta para la reconstrucción social, económica e industrial del país.

 La crisis también ha hecho aflorar, según el Departamento que dirige Pedro Duque, la insuficiencia del sistema de ciencia e innovación en sectores estratégicos determinantes y la necesidad de desarrollar un modelo de investigación paneuropeo "abierto y sólido". 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.