Cataluña
Torra recolocó en Presidencia a un amigo personal acusado de acoso laboral
Se trata de Manuel Manonelles, ex 'embajador' de la Generalitat en Suiza. La consejería de Exteriores, dependiente de Esquerra, afirma que advirtió al president, pero éste hizo caso omiso

Los hechos ocurrieron antes de la pandemia, pero se han conocido ahora, después de que el diario Ara informase de la investigación abierta por la dirección general de Función Pública contra Manuel Manonelles, ex delegado de la Generalitat en Suiza, por un presunto caso de acoso laboral. Cuando las denuncias de cuatro trabajadoras llegaron a la consejería de Exteriores, dependiente de Esquerra, se dio aviso a Presidencia. No obstante, Quim Torra decidió hacer oídos sordos de las advertencias, y situó a Manonelles, amigo personal, en su gabinete.

Según fuentes del Govern consultadas por LPO, las acusaciones contra el ex delegado de la Generalitat en Suiza se produjeron el pasado mes de febrero, cuando también tuvo lugar su cese y su posterior nombramiento, apenas 24 horas después, en el departamento de Presidencia del ejecutivo autonómico.

[El plan secreto que maneja Torra para celebrar elecciones el 15 de noviembre]

De las cuatro trabajadoras que coincidieron con él en Ginebra, dos se fueron por el mal ambiente de trabajo y las otras dos cogieron la baja por motivos laborales, aunque una de ellas finalmente también ha abandonado el puesto: "Ninguna quiso denunciar, y por eso se gestionó el relevo".

De las cuatro trabajadoras que coincidieron con él en Ginebra, dos se fueron por el mal ambiente de trabajo y las otras dos cogieron la baja por motivos laborales. Ninguna quiso denunciar, y por eso se gestionó el relevo

Pese a ello, el pasado mes de marzo se abrió expediente contra Manonelles, después de que desde la cúpula de la consejería de Exteriores se decidiera activar el protocolo habitual para estos casos. Las pesquisas de la dirección general de Función Pública se mantienen desde entonces, y finalmente se han conocido.

Desde ERC afirman que, una vez conocidos los hechos, desde la consejería reclamaron prescindidir del ex ‘embajador' en Suiza. No obstante, la respuesta por parte de Meritxell Budó, consejera de Presidencia, y de Quim Torra fue negativa: el amigo personal del president mantenía el cargo dentro del Govern.

Estas comunicaciones tuvieron lugar estando aún el republicano Alfred Bosch al frente de la consejería de Exteriores. Apenas unas semanas de estos hechos, fue el propio Bosch el que dimitió de su cargo por un caso de acoso de su antiguo jefe de Gabinete. Torra, que presionó a Esquerra para relevar a Bosch, no ha considerado oportuno apartar a su amigo personal del departamento de Presidencia

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.