Europa
La UE propone facilitar más de 21.000 millones de euros a España para preservar el empleo
Esta ayuda servirá para sufragar los ERTE y ceses de actividad de trabajadores autónomos

La Comisión Europea ha presentado al Consejo el programa de ayudas financieras, con cargo al instrumento SURE, por el que, hasta ahora, 15 de los Estados miembros se beneficiarían de un crédito de hasta 81.400 millones de euros en total. La dotación prevista para España es de las más cuantiosas con 21.300 millones de euros, solo superada por Italia con 27.400.

La Comisión Europea ha presentado propuestas al Consejo para la adopción de decisiones por las que se concedan ayudas financieras por valor de 81.400 millones de euros a 15 Estados miembros con cargo al instrumento SURE, cuya principal misión será la sufragar ERTES y ceses de actividad de trabajadores autónomos.

SURE es la tercera pata del primer impulso de ayuda que puso en marcha la Unión Europea a principios de la crisis socioeconómica del Coronavirus. Se trata de una especie de seguro de desempleo de 100.000 millones de euros, a la que se sumarían los otros dos pilares de las llamadas "redes de seguridad" acordadas por el Consejo Europeo del pasado mes de abril: 200.000 millones del Banco Europeo de Inversiones (BEI) y otros 240.000 millones del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE). El objetivo de las tres ramas es proteger a trabajadores, empresas y Estados miembros.

La presidenta Von der Leyen ha insistido en que hoy "SURE es un claro símbolo de solidaridad ante una crisis sin precedentes. Europa se ha comprometido a proteger a sus ciudadanos".

Condiciones

La contribución de cada Estado miembro al importe total de la garantía corresponde a su porcentaje relativo respecto al total de la renta nacional bruta (RNB) de la Unión Europea, sobre la base del presupuesto de la UE para 2020. Según estimaciones de la Comisión Europea, esta inyección llegaría a partir del otoño de 2020 y principios de 2021.

Los préstamos se concederían en un marco muy favorable por parte de la UE y en un máximo de 10 plazos en aras de convertirse en un parapeto importante para asumir el gran gasto público que supone preservar el empleo de trabajadores asalariados y por cuenta propia.

Paolo Gentiloni, comisario de Economía, defiende que "los regímenes de reducción del tiempo de trabajo han sido fundamentales para amortiguar el impacto en el empleo de la pandemia del Covid19". Así, no solo se aborda la preservación del empleo, petición prioritaria de los demandantes de esta ayuda, sino que también se persigue recuperar la competencia de la UE en el mercado global.

[Se impone el eje franco-alemán y sellan acuerdo histórico con 390.000 millones de euros a fondo perdido]

España, solo superado por Italia, encabeza la lista de los Estados peticionarios a los que la financiación europea favorecería con una cantidad más que notable. Otros países como Polonia (11.200), Bélgica (7.800) o Rumanía (4.000) también se incorporarán a la lista de los más agraciados por el instrumento SURE si el Consejo lo aprueba.

Cabe recordar, que además de esta red de seguridad, y a la espera de su aprobación en el Parlamento Europeo, España percibirá 140.000 millones de euros en ayudas directas (a fondo perdido) del Fondo de Recuperación aprobado por el Consejo Europeo del pasado mes de julio, subvenciones sin devolución sujetas a planes de reformas estructurales del tejido empresarial y sanitario en el ámbito público y privado español. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.