Casa Real
La Casa Real Española, la más 'pobre' de Europa
Felipe VI prohibió a cualquier miembro de la Familia Real trabajar para la empresa privada, aunque sí pueden invertir su dinero sin limitaciones. "No hay constancia de que tengan ningún patrimonio a su nombre"

 La Casa Real española atraviesa una tormenta de la que difícilmente podrá salir ilesa. La salida del rey emérito de España hacia Emiratos Árabes Unidos (EAU), donde se encuentra desde el 3 de agosto, es solo el colofón a ocho años de polémicas y escándalos. Sin saber aún si ese será su destino definitivo, su hijo Felipe VI capea el temporal como puede: gira por España con la Reina Letizia y, como cada año, verano en Marivent (Mallorca) con toda la familia. 

Ausente, eso sí, Juan Carlos I, que se despidió del país con sus amigos en Sanxenxo (Galicia). Los presuntos delitos económicos persiguen ahora al emérito, pero no es la primera vez que la Justicia mira hacia Zarzuela por irregularidades financieras. Iñaki Urdangarín, marido de la Infanta Cristina, está actualmente en prisión tras ser condenado a 5 años y 10 meses de cárcel por malversación, prevaricación, fraude a la administración, dos delitos fiscales, y tráfico de influencias.

En una entrevista concedida por Corinna Larsen, ex pareja del rey Juan Carlos I, a la BBC aseguró que las acusaciones sobre el emérito no son casos aislados sino que son "40 años del modus operandi de una empresa familiar". Se refiere como "empresa" a una familia real que ha marcado nuestra historia democrática desde 1978 y cuya financiación no es del todo conocida.

Para aclarar las dudas sobre las cuentas de la Casa Real, LPO ha contactado con Ricardo Mateos. Licenciado en Geografía e Historia y en Traducción e Interpretación y con más de media decena de títulos publicados sobre familias reales y en particular, sobre la corona española, es experto en realezas europeas. "La Casa Real Española es la más pobre de Europa", asegura al instante.

Lo es en patrimonio y dinero privativo, pero también en asignación oficial. Felipe VI dispone de un presupuesto de 7.887.150 euros para el presente año 2020. La cifra es la misma que en 2018 y 2019 porque no se han aprobado los Presupuestos Generales del Estado. La española es la Casa Real más barata de Europa, solo por detrás de Suiza y Liechtenstein, que no recibe dinero público. 

La Casa de Grimaldi, por ejemplo, con Alberto II de Mónaco a la cabeza, cuenta con una asignación de más de 46 millones de euros para este año 2020. La Familia Real holandesa recibe más de 44 millones de euros de los presupuestos generales del país. Cifras muy superiores a la asignación los reyes Felipe y Letizia, que en 2019 retiraron a Juan Carlos I el derecho a recibir dinero de la partida oficial.

Juan Carlos I siempre se sintió el más pobre de sus primos

Para entender las ‘cuentas reales' hay que partir de la diferencia entre sus asignaciones, el ‘sueldo' que reciben de los Estados, y sus bienes privativos. Los antecesores de Felipe VI "históricamente no tuvieron nada", afirma Mateos, lo que explica la abismal diferencia con otras casas reales europeas, que amasan grandes fortunas privadas. "Cuando Juan Carlos viene aquí a vivir no tiene prácticamente nada" porque su abuelo, Alfonso XIII, que "era accionista del metro de Madrid", recuerda Ricardo, "lo fue vendiendo todo" y lo que quedó "se repartió todo en la herencia". El emérito pasó un año en Estoril (Portugal) antes de venir definitivamente a España con 12 años, donde, asevera Mateos, "dinero no había" y él y su familia "vivían con ayudas". Reconoce que Juan Carlos I "siempre se sintió el más pobre de sus primos".

Isabel II, dueña del suelo de Londres

Mientras los Borbones estaban en apuros, otras casas reales hacían fortunas que luego heredarían sus sucesores. Es el caso de la Familia Real Británica, que a día de hoy todavía "es dueña de todo el suelo de la ciudad de Londres". La Reina Isabel II, añade el también experto en monarquías Fernando Rayón, "es la casera de todas las empresas con edificios allí", lo que en la práctica le permite "vivir de las rentas".

"Los ingleses tienen mucho dinero en patrimonio", asegura el historiador, "pero en líquido Holanda tiene más". Ricardo Mateos revela que la Familia Real Holandesa "comenzó a invertir en industria hace muchos años", en concreto en KLM, una aerolínea neerlandesa. "Perciben mucho dinero de empresas". Muy lejos de la fortuna que podría reunir Felipe VI en estos momentos, los reyes de Holanda son además "muy inteligentes en su política financiera". Recientemente "han comprado tierras en Villa Langostura en Argentina" donde el hermano de Máxima "tiene un restaurante bastante conocido".

Posado de la Familia Real Holandesa.

La siguiente pregunta a Mateos es por las limitaciones que tienen las monarquías para participar en empresas privadas. "¿Podría ser Felipe VI serr accionista en una multinacional?". El historiador aclara que "los miembros de lo que se considera la Casa Real no pueden participar en empresas, pero sí pueden invertir libremente su dinero, a título privado, como cualquier ciudadano". A día de hoy, solo se consideran miembros de Zarzuela Felipe VI, la reina Letizia, las princesa Leonor y la infanta Sofía y los reyes eméritos, Juan Carlos I y Sofía.

En el año 2015 el rey Felipe VI prohibió a cualquier miembro de la Familia Real trabajar en la empresa privada, limitando así su actividad a tareas institucionales. Un cambio que llegó tras el escándalo de su cuñado Iñaki Urdangarin por el Caso Nóos, donde incluso la infanta Cristina tuvo que declarar ante el juez. El rey buscó así evitar que su hija, la infanta Sofía, siguiera en un futuro el ejemplo de sus tías y compatibilizara la representación institucional con un empleo en el sector privado. Sí podrá, como el resto de su familia, invertir "su dinero privativo" como quiera.

El rey también tomó la decisión de someter las cuentas de Palacio a una auditoría externa ese mismo año. Desde entonces, es la Administración General del Estado quien se encarga de esa fiscalización, que se adhiere a la auditoría interna que realiza la propia Casa Real desde 2007. Ricardo Mateos asegura que "no hay constancia" de que los reyes tengan ahora mismo "patrimonio en España". "Todos los palacios son prestados".

Felipe VI limitó los regalos a corona para "usos habituales"

Sin patrimonio, y con la asignación presupuestaria más baja de Europa, raramente se explica la vida de lujos de Juan Carlos I si no es gracias "a las donaciones que le han hecho sus amigos", señala Ricardo Mateos. "Que no se haga la gente fantasías de que hay millones a punta pala", apunta. Al menos, de manera oficial, porque la Fiscalía del Tribunal Supremo investiga una supuesta donación de 100 millones de dólares que el rey emérito recibió de Arabia Saudí. 

[Arabia Saudí: la mina de oro conquistada por Juan Carlos I de la que quiere alejarse Moncloa]

No sería la única, ya que el rey Juan Carlos ha recibido numerosos, y caros, regalos durante su reinado, la mayoría procedentes de Oriente Medio, donde, precisamente, permanece desde que salió de España. Palacios, yates, coches de lujo...los amigos del rey no escatimaron a la hora de agasajar a Juan Carlos I.

Felipe VI también puso distancias con su padre en este sentido, y en 2015 estipuló que no se aceptarían regalos que superasen "los usos habituales, sociales o de cortesía". Aunque para respetar a aquellas culturas donde no aceptar un regalo puede ser un signo de descortesía hacia quien regala el monarca matizó que en caso de que sobrepasase esos usos los regalos se cederían a organizaciones benéficas o se incorporarían a Patrimonio Nacional.

[ Moncloa y Zarzuela gestaron la 'operación salida' de Juan Carlos I a principios de julio]

Con la fortuna más ‘pobre' de Europa, la asignación más barata y los regalos restringidos a "usos habituales". Así se ha limitado oficialmente la financiación de la Casa Real Española. Ricardo Mateos concluye, en este sentido, que Juan Carlos I "vivirá de lo que tenga ahorrado y de lo que den sus amigos".

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.