Plan de Automoción del Gobierno
Giro del Gobierno con el diésel: del "no habrá subvenciones" a inyectar ayudas millonarias
La medida es contradictoria al 'impuesto al diésel' que pretendía introducir el PSOE en los fallidos Presupuestos de 2019

El presidente del Gobierno ha presentado este lunes el Plan de Automoción pactado en las últimas semanas con el sector. Se trata de un programa de estímulo de 3.750 millones para impulsar la cadena de valor de la automoción, de los cuales 1.535 millones se movilizarán desde este año y otros 2.210 millones en 2021. El programa contempla 1.050 millones para incentivar la compra de vehículos nuevos eléctricos e híbridos, y también los diésel y gasolina; 550 millones irán destinados a ayudas directas a particulares y organismos públicos y habrá además una línea ICO para la adquisición de vehículos industriales y comerciales. El Ejecutivo vuelve a rectificar con el diésel y del "no habrá nuevos subsidios" vuelve a inyectar liquidez para salvar al sector el plena crisis por la pandemia

La vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, aseguró el pasado 21 de enero, en una rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, que "no habrá" nuevos subsidios a combustibles fósiles, como el diésel, la gasolina o el gas. Ribera reiteró que, "salvo cuestiones sociales justificadas", será el fin a las subvenciones para estos combustibles y añadió que "se procederá a hacer un análisis y revisión de los que existen". Meses antes aseguró que "el diésel tiene los días contados". Se trataba de la nueva hoja de ruta del Ejecutivo hacia la fiscalidad 'verde' al que se unía el plan de los socialistas, también llamado 'Impuesto al diésel'. Fue una iniciativa contemplada en los fallidos Presupuestos de 2019 que consistía en suprimir la bonificación con la que cuenta actualmente y que hubiera encarecido mucho más su coste. 

El Ejecutivo ha vuelto a dar un giro a su política de solo subvencionar energías alternativas. Las medidas serán efectivas desde este martes y, en este caso, ofrecerán hasta un máximo de 800 euros para la adquisición de vehículos en el caso de que alcancen la máxima calificación de eficiencia energética (la A), y 400 si tienen la B y tienen que emitir menos de 120 gramos de CO2 por kilómetro. Además, se establece la obligación de achatarrar un vehículo de más de diez años de antigüedadLas ayudas serán de hasta 4.000 euros para adquirir un turismo, siempre que su precio no exceda los 45.000 euros, y servirán también para unidades de kilómetro 0. Los fabricantes completarán las ayudas con una cuantía equivalente, salvo en el caso de los modelos de etiqueta Cero, en los cuales la ayuda adicional se limitará a 1.000 euros. 

 El Gobierno aplaza el 'impuesto al diésel' 

El nuevo Plan de Automoción presentado este lunes se contradice con la medida presentada por el PSOE en 2019, como era el 'impuesto al diésel'. El Gobierno planteó en las cuentas fallidas de 2019 subir el precio de este combustible a 3,8 céntimos en litro, lo que suponía un coste de 2,3 euros más llenar el depósito y los principales afectados serían los autónomos como los taxistas y los transportistas independientes. 

 [Los grandes empresarios piden al Gobierno no derogar la reforma laboral

Desde el Ministerio de Hacienda se remiten al acuerdo del Gobierno de coalición con Unidas Podemos, en la que no está reflejada ninguna medida en este sentido. Fuentes de la formación morada defienden la llamada fiscalidad 'verde', pero a día de hoy no contemplan tampoco este impuesto porque "pagarían más los que menos tienen". Así explican que los que hoy utilizan vehículos de este tipo "son los que no tienen recursos para comprarse uno más nuevo y menos contaminante", señalan a LPO. En contra de lo que fueron sus intenciones iniciales, el Gobierno tampoco incluyó en la Ley del Cambio Climático, aprobada en mayo, la prohibición de venta de coches diésel y gasolina en el año 2040. España se compromete a que en 2050 no haya vehículos en circulación que contaminen a través del tubo de escape.

La letra pequeña del plan 

El Plan presentado este lunes libera a los alcaldes que podrán contar con parte del superávit de los ayuntamientos para invertir en vehículos limpios para la renovación de sus flotas. Asimismo, incorporará también ayudas especiales para personas con movilidad reducidida y para las familias con menores recursos. En total se destinarán 300 millones de euros a la renovación del parque público, así como 250 millones para renovar el parque automovilístico español hacia uno más limpio, 415 millones para I+D+i, 2.690 millones a inversiones para toda la cadena de valor y 95 millones en materia de formación. 

"El plan se dirige a toda la cadena de valor industrial para dar respuesta a nuevas necesidades de movilidad y para poner en valor el ecosistema industrial conformado por pymes, digitalizar para ser más competitivos y orientar los esquemas de producción a las demandas del mercado exterior", anunció Sánchez. 

Plan Automoción by La Politica Online on Scribd

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.