Ciudadanos
Las críticas internas en Ciudadanos destapan una lucha de poder en el círculo de Arrimadas
Los ataques a Cuadrado y Escudero proceden de cargos que aspiraban a liderar la negociación con el Gobierno. También hay voces contra el pacto: "ERC y PNV sacan algo, nosotros nada"

El Gobierno volverá a contar con el apoyo de Ciudadanos para sacar adelante la sexta prórroga del estado de alarma. Los de Inés Arrimadas, que en principio habían supeditado su voto afirmativo a que Sánchez se alejara de ERC, han vuelto a confirmar el "sí" de sus diez diputados a pesar del nuevo pacto del Ejecutivo con Esquerra para volver a la 'mesa de negociación' con Cataluña a partir de julio. La decisión, como en ocasiones anteriores, no ha estado exenta de polémica, ya que hay cargos del partido que rechazan esa alianza con Moncloa. Además, tal y como ha desvelado El Español, en la ejecutiva crece el descontento por la forma en la que se están tomando este tipo de decisiones y la falta de información a los integrantes de la dirección nacional de Cs. Unos ataques que se centran en dos personas muy concretas, Carlos Cuadrado y José María Espejo, y que destapan una lucha de poder en el círculo de Arrimadas.

Así lo aseguran a LPO fuentes conocedoras de las negociaciones con el Gobierno llevadas a cabo por los dos máximos colaboradores de la presidenta de Ciudadanos, y que además han sido testigos de las reacciones posteriores de la ejecutiva y del Grupo Parlamentario: "El problema es que, con la baja de Arrimadas, más de uno pensaba que iba a asumir ese papel de interlocutor con Moncloa por su cercanía a Inés. Y, al ver que eso no ha ocurrido, cargan contra Cuadrado y Espejo".

El problema es que, con la baja de Arrimadas, más de uno pensaba que iba a asumir ese papel de interlocutor con Moncloa por su cercanía a Inés. Y, al ver que eso no ha ocurrido, cargan contra Cuadrado y Espejo

Los vicesecretarios primero y segundo del partido han sido, efectivamente, los elegidos por Arrimadas para llevar las riendas del partido durante su baja por maternidad, tal y como se anunció en estas páginas. Carlos Cuadrado, de hecho, ha sido el encargado de negociar con el jefe de gabinete de Pedro Sánchez, Iván Redondo, el apoyo de Ciudadanos a las últimas prórrogas del estado de alarma. Los pactos, afirman las fuentes consultadas, "los cierran entre él y Espejo, a continuación se lo notifican a Edmundo Bal y al resto del comité permanente. Y ya después, con la decisión tomada, se informa a la ejecutiva y al Grupo Parlamentario, cuyos integrantes pueden manifestar su opinión, pero con el acuerdo ya cerrado".

Esa forma de proceder es la que ha provocado críticas en la ejecutiva del partido esta semana: "Se habla que la decisión la toma el comité permanente, pero de las siete personas que lo forman, cuatro de ellas aprueban el pacto con Moncloa una vez que ya se ha acordado. La ejecutiva y los diputados en el Congreso solo pueden opinar, pero nada más". Una gestión "personalista" que Arrimadas heredó de Rivera y que, hasta ahora, no había tenido apenas constestación interna. No obstante, con la baja de la nueva presidenta, "algunos aspiraban a tener un protagonismo que no están teniendo. Y de ahí las filtraciones de descontento".

[Marcos De Quinto abandona Cs por "diferencias" con Arrimadas]

Las mismas fuentes añaden, además, que los últimos pactos con el Gobierno, más allá de la negociación en sí, despiertan también muchas dudas. Sobre todo, por la "escasa exigencia" que plantea Cs: "Cuando Sánchez decidió sentarse a hablar con nosotros, sacamos adelante la ampliación de los ERTE hasta junio, pero desde entonces hemos seguido aprobando el estado de alarma a cambio de nada. Mientras, ERC, PNV y hasta Bildu han arrancado más compromisos al Gobierno que nosotros". Una circunstancia que "hace todavía más complicado defender en ocasiones nuestro voto favorable". Por otra parte, "hay veces que parece que estamos nosotros más interesados en que nos llamen de Moncloa que al revés". Algo que "no pasaba cuando hablábamos con Lastra y Simancas. Pero como ahora hablamos con Sánchez y Redondo...".

El entorno de Arrimadas reconoce el "debate"

Dirigentes de Ciudadanos muy próximos a Inés Arrimadas admiten a LPO la existencia de ese "debate" dentro de la ejecutiva, aunque recuerdan que "la competencia para decidir sobre los acuerdos con el Gobierno la tiene la comisión permanente, que es la que precisamente negocia con el Ejecutivo". En todo caso, añaden, "es positivo que todos puedan exponer su punto de vista y que la posición final del partido sea siempre ratificada por la ejecutiva".

En esos debates, además, "es importante explicar que aprobamos el estado de alarma no porque seamos socios de Sánchez, sino porque se ha demostrado que es un instrumento eficaz en la lucha contra el coronavirus y porque no se pueden levantar las restricciones existentes de un día para otro". El problema, admiten estas fuentes, es que "los que nos acusan desde fuera de dar oxígeno al Gobierno están empezando a hacer mella en algunos miembros de la ejecutiva".

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.