Covid-19
Yolanda Díaz no prevé pagar horas extra a los empleados del SEPE por la sobrecarga de trabajo
Según un documento interno al que ha tenido acceso LPO y que ha sido aprobado este miércoles, el Ministerio de Trabajo sólo se abre a compensar la jornada en fines de semana o festivo, obviando las jornadas de 12 horas de sus funcionarios ante la avalancha de ERTEs

 El Ministerio de Trabajo de Yolanda Díaz no prevé pagar las horas extras realizadas por los funcionarios del Servicio de Empleo Público Estatal (SEPE), que estas semanas trabajan a contrarreloj para gestionar con la mayor rapidez posible las ayudas anunciadas por el Ejecutivo para paliar la crisis del coronavirus. Las oficinas del SEPE "están colapsadas" ante la avalancha de Expedientes de Regulación de Empleo Temporal, conocidos como ERTEs, denuncian los principales sindicatos, y el Ministerio no prevé remunerar a los funcionarios las horas de más trabajadas los días laborables, según un documento interno del departamento al que ha tenido acceso a LPO. 

Si bien Díaz ha sido una de las más firmes defensoras de la lucha contra la precariedad laboral y contra los abusos de los empleadores, ahora su Departamento aprobó este miércoles por la tarde una instrucción en la que sólo se abre a compensar las "jornadas" completas trabajadas durante festivos o fines de semana, sin aclarar cuánto se pagará a los empleados y obviando así la remuneración del trabajo extra de la semana o los complementos por nocturnidad o cambio de función. De hecho y según fuentes conocedoras, este mismo miércoles se aprobaron compensaciones por el desempeño de trabajos esenciales en fines de semana o festivos, pero no de las horas extra. 

En los últimos días, los funcionarios dependientes de Empleo trabajan jornadas de hasta doce horas, como también lo hacen durante fines de semana y como hicieron los días festivos de Semana Santa, según advierten algunos de estos trabajadores a este medio. Una situación que el Ministerio de Trabajo sólo prevé abonar parcialmente frente a la petición de los sindicatos, que reclaman que se les pague a los funcionarios las horas reales trabajadas y complementos por el cambio de funciones, ya que algunos trabajadores de otras áreas han tenido que ser trasladados directamente a gestionar la avalancha de Expedientes de Regulación de Empleo Temporal, conocidos como ERTEs.

El documento del Ministerio sólo contempla los festivos

En un documento del Ministerio al que ha tenido acceso LPO y que ha sido aprobado este miércoles, titulado Instrucción sobre compensación horaria y/o económica por el desempeño de trabajos en fines de semana o festivos, el área dirigida por Díaz detalla las compensaciones a percibir para los empleados del SEPE -tanto personal laboral como funcionarios- por las "funciones esenciales" desarrolladas "en fines de semana o festivos, ya sea en su modalidad presencial o a distancia". 

Así, el Ministerio se abre a compensar "cada jornada de trabajo" en días no laborabes, aunque no especifica cómo se pagarán las horas trabajadas de más los días entre semana o si estas horas extra no constituyen una jornada completa. Según fuentes del Ministerio, en estas negociaciones "no se distinguen categorías en la cuantía de las retribuciones que se han establecido, así que todas las categorías cobran por igual". 

Borrador de la instrucción ... by La Politica Online on Scribd

Según el texto, el Ministerio tampoco prevé compensar la sobrecarga de trabajo mediante una partida salarial extraordinaria, sino mediante el presupuesto de productividad por el que se pagarían por igual a todos los trabajadores independientemente de las tareas realizadas.

La primera de las fórmulas para trabajar en fines de semana o festivos es la "productividad por circunstancias excepcionales, de cuantía igual para todo el personal con independencia del subgrupo o categoría profesional y que se fijará por esta Dirección General", sin especificar cuál será ese importe; la segunda opción es disfrutar dos días y medio de descanso acumulables, a disfrutar hasta el 28 de febrero de 2022 o "productividad por circunstancias excepcionales y un día de descanso acumulable, siguiendo las mismas reglas establecidas en los puntos anteriores para su determinación y disfrute".

Sin embargo, desde Comisiones Obreras advierten de que "no se hace referencia a los fondos que utilizarán para el abono de estas compensaciones". Tampoco indican a qué horarios se refieren ni cómo los van a contabilizar y reprochan no haber incluido a los sindicatos en el proceso de valoración de estas medidas y creen necesario "establecer una compensación con carácter general, aunque no se hagan horas extras o festivos", señala el sindicato a la aportaciones del borrador de Instrucción. Parece ser que, finalmente, todo se ha quedado en el aire. 

Desde el sindicato reprochan al Ministerio de Díaz que "la Instrucción puede terminar teniendo una sola línea que diga: La Dirección compensará lo que le dé la gana y cómo le dé la gana. El enorme esfuerzo que el personal de este Organismo está realizando para sacar adelante la colosal carga del trabajo que nos está cayendo encima, queda a fecha de hoy sin compensación. De proponer compensar cualquier tipo de exceso horario, ha pasado a quedarse sólo en la compensación de trabajo en festivos y fines de semana", zanjan en un escrito. 

"Son como los policías o médicos: no trabajan para cobrar horas extra"

El director territorial del SEPE en Ceuta, Juan Bosco, reconoció en una entrevista el pasado 16 de abril que "a día de hoy, cuando hemos llamado al personal para que ampliara sus horas en Semana Santa, absolutamente nadie ha planteado algún tipo de contraprestación". 

"Hay muchos trabajadores que están empleando sus medios personales y hasta día de hoy nadie ha planteado cómo se lo vamos a recompensar", admitía. "Ocurre como con los médicos por ejemplo: todos los médicos o policías que están trabajando no lo están haciendo para cobrar las horas extras seguro y en el SEPE tampoco ocurre", aseguró, adelantando que existiría alguna compensación: "No sé cómo, pero lo vamos a hacer".

Sin embargo, los trabajadores del SEPE aseguran que no han percibido ningún complemento por el momento ni han sido puestos sobre aviso: "No. No se pagan horas extras. No se paga el cambio de funciones. No se paga que trabajemos desde las 6 a.m. ni en Semana Santa, ni en sábado, ni por las tardes hasta las 21 horas", apunta un letrado del SEPE que estos días ha tenido que dedicarse a gestionar ERTEs. 

 [El Gobierno oculta el plan económico que enviará el jueves a Bruselas]

Esto llega después de que el secretario de Estado de Economía y Empleo, Joaquín Pérez Rey, dependiente del Ministerio de Yolanda Díaz, presumiera de que "el sábado [25 de abril] en el SEPE se trabajó hasta la media noche con el resultado de 224.368 prestaciones por desempleo reconocidas. Un trabajo ingente que permitirá abonar el paro en los primeros día de mayo a miles de personas trabajadoras". 

"Gran parte del personal del SEPE continúa trabajando sin descanso hasta en agotadoras jornadas de diez a doce horas diarias, incluso durante los festivos, Jueves, Viernes y Sábado Santo, sin solicitar ninguna compensación y sin esperar nada a cambio, para resolver lo antes posible las distintas prestaciones solicitadas por los ciudadanos y puedan cobrar lo más rápido posible", esgrimen desde la Federación de Servicios Públicos FeSP-UGT.

El sindicato apunta que "el SEPE es un servicio ejemplar en toda España y sigue trabajando sin descanso todos los días, mañana y tarde, para como siempre han hecho, prestar un servicio ejemplar y eficaz, como lo llevan haciendo desde hace más de cuarenta años en que se creó bajo la antigua denominación de INEM", aseguran. Pero continúan demandando más medios y compensaciones al ministerio del que depende, el de la dirigente de Unidas Podemos, Yolanda Díaz. Los principales sindicatos aseguran que han hablado con la ministra y le han trasladado estas preocupaciones en varias ocasiones. Desde el Ministerio de Díaz reconocen que se están negociando medidas en estos momentos: "Sí, se están viendo las vías para compensar y retribuir el esfuerzo adicional efectuado por la plantilla del SEPE, que como sabes ha sido enorme. Se está trabajando con los representantes de los empleados del SEPE en ese sentido", aseguran. 

Falta de personal

Las oficinas del SEPE permanecen cerradas de cara al público tras las medidas anunciadas con el decreto del estado de alarma por la pandemia. Sin embargo, algunos trabajadores sí que están acudiendo, respetando las medidas sanitarias correspondientes, porque todavía no se han cubierto todos los medios para que puedan teletrabajar desde casa. Otra de las quejas de los funcionarios es la falta de personal ante el colapso y el volumen de trabajo que les hace realizar cada día entre 10 y 14 horas, incluidos los festivos de Semana Santa.  

En marzo, Trabajo se comprometió a rescatar a 1.000 interinos para gestionar el aluvión de ERTEs. Sin embargo y según estiman con las memorias del organismo desde CC.OOO, "de aquí a unos años se ha perdido en torno al 30% de la plantilla. Siguen faltando manos y personal". Desde Trabajo insisten en que ya se han movilizado también las bolsas de empleo de cada provincia que ya trabajan para aliviar el atasco. Desde el sindicato también alertan de las dudas sobre esta instrucción, ya que no se aclara la cifra a percibir, si se cobrará igual en todas las provincias o si habrá algún tipo de compensación por las horas extras entre semana. 

Al trabajo del SEPE y a la gestión de los ERTEs se une además el refuerzo en las tareas de inspección, que anunció la ministra Díaz en la Comisión de Trabajo en el Congreso la semana pasada. Díaz justificó su trabajo al frente de la cartera de Trabajo asegurando que han desempeñado la mejor tarea posible, teniendo en cuenta las herramientas con las que contaban. "En cuanto la pandemia lo permita, vamos a retomar la negociación con la inspección", aseguró, recordando que se había interrumpido por el estallido de la pandemia de la Covid-19.

 [El Covid-19 deja 562.900 afectados por ERTE y destruye 285.600 empleos]

"La hemorragia se ha detenido por la enorme utilización de medidas alternativas al despido", aseguró Díaz. La ministra se atrevió a decir que "desde el lunes día 13 hay una tendencia a la creación de empleo, aunque es muy débil". Unos datos que no coinciden con el último informe reflejado por Cepyme, ni por la EPA publicada este martes. La Encuesta de Población Activa publicada este martes sólo refleja dos semanas del estado de alarma, con lo cual no contempla el impacto total de la crisis sanitaria en España. Tampoco incluye los afectados por ERTEs entre los parados. Sin embargo, ya se ha posicionado como la peor EPA desde 2013, registrando más de 500.000 empleos destruidos en la segunda quincena de marzo

La encuesta refleja que, en el primer trimestre del año, el número de parados aumentó en 121.100 personas, alcanzando los 3,31 millones. El número de ocupados cae en 285.600 personas y más de 500.000 no trabajaron por "razones técnicas o económicas o por ser objeto" de un ERTE. La EPA correspondiente a segundo trimestre del año se dará a conocer el próximo 28 de julio. Será ahí cuando se puedan valorar más datos sobre la afección de la crisis del coronavirus en el empleo en España.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.