PP
Un sector del PP advierte a Iturgaiz: caerá tras las elecciones vascas
Consideran que ha sido una "solución de emergencia de Casado" y que Génova no le apoyará para presidir el partido: "Se ha metido en la boca del lobo"

No lleva ni una semana como candidato del PP vasco, pero Carlos Iturgaiz ya tiene mando en plaza dentro del partido. Pablo Casado le dio plenos poderes tras anunciarle que sería cabeza de cartel, y le dio "voz y voto" en la composición de las listas. Hasta tal punto, que muchos en el partido interpretan que le nombró "presidente de facto" de los populares vascos. No obstante, un sector relevante del partido considera que esos galones serán retirados al ex eurodiputado al día siguiente de las elecciones del 5 de abril.

"Carlos viene a ser candidato y luego no seguirá. Está casi anunciado". Así de contundente se muestra un alto cargo del PP al ser preguntado por LPO por la posible continuidad de Iturgaiz una vez celebradas las autonómicas en Euskadi. Un escenario, sostiene esta fuente, "casi imposible", tanto por los posibles resultados, como por las disputas de poder internas en el PP vasco, y las "decisiones que se quieren tomar desde Madrid de cara al congreso del partido".

Esta tesis es compartida por miembros relevantes del PP, tanto a nivel nacional como autonómico, que han sido compañeros de Iturgaiz durante muchos años. Algunos de ellos, de hecho, coincidieron con él en la campaña de las primarias del partido, en las que apoyó a Soraya Sáenz de Santamaría. Un respaldo a la ex vicepresidenta que ha sido aprovechado por Génova para asegurar que el cese de Casado a Alonso no es por su perfil 'sorayista', sino por la "necesidad de cambios" en el partido.

[El PP niega que Casado quisiera vengarse de Alonso: "Iturgaiz también apoyó a Soraya"]

Las explicaciones de la ejecutiva nacional, sin embargo, no convencen a otros dirigentes populares que también apoyaron a la ex número dos del Gobierno: "La imagen que se ha dado es que la ejecutiva toma la decisión de apartar a Alfonso por motivos personales, no políticos. Y la elección de Carlos responde a la urgencia de encontrar a un candidato alternativo, no a una apuesta real. De hecho, si los resultados son malos, no le dejarán optar a la presidencia regional del partido".

Ese posible veto se lo va a encontrar Iturgaiz tanto "desde Madrid" como de sus propios compañeros del PP vasco: "El hueco que ha dejado Alonso es muy suculento. Y lo quieren tanto los que ya eran críticos con él, como los que le apoyaron hasta el final y ahora reniegan de él". Las fuentes consultadas citan, en este sentido, a dos mujeres: "Amaya Fernández, presidenta interina, ha pasado de ser la más leal a Alonso a querer su puesto, y Raquel González, líder del partido en Vizcaya, está reivindicando su oposición al antiguo presidente como aval de cara al próximo congreso".

[Aznar reunió a los críticos con Alfonso Alonso en plena guerra con Génova]

Ambas, pero también "los nombres que den Iñaki Oyarzábal y Javier Maroto", se convertirán en un "obstáculo" para Iturgaiz. Y, en esa lista de posibles rivales, las fuentes consultadas también señalan a la diputada nacional Bea Fanjul, calificada como "el mirlo blanco de Casado para el País Vasco". Toda una terna de aspirantes a la presidencia del PP vasco que dejan al candidato a las elecciones un panorama no muy halagüeño: "Se ha metido en la boca del lobo".

El propio candidato, de hecho, empieza a tomar conciencia de su situación, tal y como aseguran a este diario cargos relevantes del partido: "Está haciendo llamadas, busca mover al partido... Pero se lo están poniendo muy difícil". Además, su decisión de encabezar la lista por Vizcaya "está provocando movimientos extraños en la provincia, con el consiguiente enfado de Raquel González, y también en Álava".

Hay una auténtica guerra por estar en puestos de salida, y es Carlos el que se está quemando. Así es muy difícil liderar después un partido político

Por si fuera poco, las encuestas tampoco son en absoluto optimistas: "No pasamos de cinco escaños. Pero el problema es que dos de ellos, en principio, son para Ciudadanos. Hay una auténtica guerra por estar en puestos de salida, y es Carlos el que se está quemando. Así es muy difícil liderar después un partido político".

Lo ocurrido en los últimos días, de hecho, tampoco juega a favor del nuevo candidato y del propio PP vasco: "Nos hemos desgastado aún más. Y todo por absorber a un partido con el 1% de los votos en la región... Mientras, hemos tapado un problema gordo para el PNV e Íñigo Urkullu, como el cementerio de Zaldívar, y también la crisis interna en Podemos".

[El PP vasco estalla contra Génova: "Han hecho el ridículo"]

Iturgaiz, por tanto, "ha sido puesto de candidato para comerse este marrón, y no para presidir después el partido". De hecho, afirman estas fuentes, "si Casado apostara realmente por él de cara al futuro, podría haber sido designado presidente provisional en la junta directiva regional". Ahora, y con las elecciones del 5 de abril cada vez más cerca, ya se hacen cábalas sobre la celebración del congreso en el que se elegirá al futuro líder de los populares vascos: "Se puede convocar para junio o julio, pero si hay elecciones en Cataluña se pospondrá a septiembre".

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.