Cataluña
Los sindicatos presionan a Colau para alargar el contrato del MWC y paliar el gasto de cancelación
La patronal también empuja a las administraciones para mantener el congreso de telecomunicaciones en Barcelona más allá del fin del contrato como manera de "amortizar" las pérdidas

El Mobile Word Congress (MWC) pone en jaque a los agentes sociales y económicos tras su decisión de cancelar el evento como consecuencia del goteo de bajas de gigantes de las telecomunicaciones como Intel, Amazon o Facebook ante la alarma social generada con el coronavirus de Wuhan (China). Sindicatos y patronal temen que la suspensión pueda tener un perjuicio importante para la ciudad, y presionan a Ada Colau, Quim Torra y Pedro Sánchez para que peleen por una renovación de la concesión más allá del 2023. 

Los dos principales sindicatos temen que la suspensión del MWC pueda tener un impacto negativo en la ocupación de la capital catalana. La responsable de política sindical de UGT Catalunya, Nuria Jilgado, ha explicado a LPO que "se daban todas las condiciones": "Ya que la ciudad ha tenido este perjuicio, como mínimo que se alargue para amortizar la pérdida". El impacto indirecto que pueda tener sobre el empleo es algo que todavía deberá verse, aunque desde la organización sindical consideran que durante el Mobile "no hay más contratación, se alargan jornadas". 

 Ya que la ciudad ha tenido este perjuicio, como mínimo que se alargue para amortizar la pérdida" , piden desde UGT

CCOO se limitó a defender que no dirá a Ada Colau "lo que tiene que hacer". El secretario de política social y sostenibilidad, Carlos del Barrio, eludió pronunciarse sobre los próximos pasos que debería seguir el ayuntamiento de Barcelona a la hora de reparar el perjuicio causado.  El sindicato pide que se reúna una mesa de emergencia conjuntamente con la patronal para elaborar un plan de contingencia que estudie las posibles afectaciones de la cancelación de esta edición del Mobile World Congress en Barcelona. La organización de trabajadores pone en valor que el consistorio tiene "unas cuentas saneadas" y que la Ciudad Condal dispone de una "economía muy diversificada". 

La patronal también presiona a Colau para que aproveche la coyuntura con el objetivo de alargar el Mobile World Congress más allá de la finalización del contrato. Foment del Treball lamenta su preocupación por el perjuicio económico que esta decisión pueda producir en la ciudad, pero a la vez defienden a GSMA al entender que se trata de un problema "global" y al entender que muchas empresas se habían retirado del congreso a pesar de las garantías sanitarias del gobierno de España y la Generalitat. 

[El MWC de Barcelona se suspende por el coronavirus y España perderá 500 millones]

Colau deberá decidir cómo afronta esta crisis abierta con el Mobile World Congress en Barcelona. La ciudad podría plantearse la reclamación vía judiciales de indemnizaciones por el perjuicio directo a la Ciudad Condal, pero esta solución abocaría a que GSMA se llevara el congreso de telefonía definitivamente de la capital catalana. El otro camino pasaría por hacer caso a lo que piden patronales y sindicatos, y que la propia alcaldesa ya ha dejado entrever en la rueda de prensa de este jueves, apostar por que el certamen vaya más allá de 2021 y convertir la próxima edición "en la mejor de la historia". 

Grandes pérdidas

Las primeras cifras sobre las pérdidas todavía son prematuras, aunque el MWC tiene un impacto económico global de 473 millones de euros y proyecta la ciudad de Barcelona como una metrópolis atractiva para los negocios y la innovación tecnológica. UGT se muestra cautelosa con posibles despidos que puedan venir en el sector de la hostelería y la restauración, aunque se muestra confiada al constatar que el congreso de telefonía tiene un impacto mínimo en la ocupación. "El paró bajo en 17.000 personas en febrero en comparación con enero de 2019, pero subió en 24.656 personas en el sector servicios", explica Jilgado. 

Las pymes sufrirán un fuerte impacto económico con una estimación de pérdidas de 220 millones de euros. Según la información facilitada por PIMEC, los sectores más afectados serán la hostelería, la restauración, la movilidad y los que han participado en la construcción de las instalaciones. Foment del Treball también se ha pronunciado sobre las pequeñas y medianas empresas, y lamenta que esta cantidad "la vamos a asumir los empresarios". Los comercios de la ciudad también sufrirán, al dejarse de ingresar 50 millones de euros. 

  [Facebook, Intel y Cisco, nuevas bajas que ponen en peligro el Mobile World Congress]  

El coronavirus de Wuhan ha generado una alarma social por su rápida y alta capacidad para propagarse, aunque la Organización Mundial de la Salud ha evitado calificarla como pandemia y no hay casos de contagio autóctono en España. El gobierno español también ha reprochado al Mobile su decisión, y rechazan de pleno la excusa del virus al tener nuestro país un potente sistema de salud pública capaz de hacerle frente a la epidemia: "Ha sido por otras cosas". 

El goteo de bajas empezó de la mano de la empresa LG, a la que le siguieron Ericsson, Amazon, Facebook, Intel, Cisco y otros gigantes de las telecomunicaciones cuya mayoría eran europeos. Todavía es prematuro para analizar la situación, aunque la suspensión podría estar motivada también por la guerra económica entre Estados Unidos y China por la carrera tecnológica y el 5G. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.