Argentina
El Gobierno de Alberto Fernández revisa los contratos del macrismo en el Estado
El jefe de gabinete de Argentina asegura que se reducirán los cargos políticos. Ya se habla de despidos en varios Ministerios

El nuevo Gobierno argentino presidido por Alberto Fernández está trabajando en una revisión exhaustiva de los contratos que se hicieron durante la gestión de su antecesor, Mauricio Macri.

"Estamos acortando el número de asesores, acotando el uso de autos oficiales, ese ajuste también se está haciendo", dijo el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, en una entrevista con CNN Radio, donde explicó que trabaja en una "normativa" para achicar gastos en la administración pública.

Funcionarios de distintas áreas y dependencias del Gobierno confirmaron a LPO que tienen en estudio el organigrama de muchas áreas para poder reducir algunas estructuras.

[El Congreso argentino aprueba la ley de emergencia económica y entrega poderes especiales a Alberto Fernández

Lo cierto es que aún no hay precisiones oficiales sobre qué Ministerios y organismos tienen en la mira, aunque fuentes de Economía y Producción -al igual que de organismos como la Anses- confirmaron a este sitio que en los próximos días podría haber un anuncio de que no se renovarán contratos.

El objetivo de la gestión de Alberto Fernández es poner en análisis muchos contratos que se hicieron durante la gestión de Mauricio Macri, quien asumió diciendo que quería achicar el Estado, aunque según un informe de la organización Cippec, pese a que redujo la cantidad de ministerios, crecieron un 25 por ciento los cargos políticos.

De hecho, en el último tiempo de su mandato intentó a través de un decreto retener 3.000 cargos jerárquicos por 5 años. Fernández lo dejó sin efecto apenas asumió y además amplió de 10 a 20 el número de ministerios, por lo que en el peronismo aclaran que la reducción será para abajo, en secretarías y cargos políticos.

Como supo LPO, este lunes un grupo de empleados sacará un comunicado para denunciar el despido de 150 empleados que ahora habían quedado bajo el mando del Ministerio de Desarrollo y Producción.