Formación de Gobierno
El PP alentará a Page a quitar la silla a Sánchez si fracasa la investidura
Aprovechará las críticas del barón socialista al pacto con ERC. También alimentará la división con Podemos exigiendo al candidato a la investidura que rompa con Iglesias

 Emiliano García-Page fue el protagonista inesperado el pasado miércoles. En plena ronda de consultas de los líderes políticos con el rey, el presidente castellano-manchego aprovechó un acto público para mandar un recado a Pedro Sánchez sobre su posible pacto con ERC:  "Yo para Reyes lo que no quiero, como no creo que quiera ningún español y española, es vaselina. Queremos tener un buen 2020 y la conciencia tranquila".

En la misma comparecencia, además, aseguró que  "sería muy bueno saber los colores, los matices y hasta las intenciones" de las negociaciones con Esquerra para investir a Pedro Sánchez, dejando claro las dudas que le despiertan un posible acuerdo con los independentistas.

Estas declaraciones no han pasado desapercibidas en el PP. Casado, sin citar de forma explícita a Page, se refirió a ellas en su comparecencia en el Congreso tras reunirse con el rey. El presidente popular, afirman dirigentes del partido consultados por LPO, es consciente del impacto de esas palabras. Y, por eso, va a intentar sacar tajada.

[El PSOE contiene la respiración ante las negociaciones para la investidura]

En concreto, desde el PP se quiere aprovechar las llamadas telefónicas de Sánchez a los presidentes autonómicos para "hacer sangre" en las comparecencias de prensa, de las palabras de Page. Incluso, se animará al presidente de Castilla-La Mancha a dar un paso al frente y postularse como alternativa al actual líder socialista.

Desde el PP recuerdan que Page cuenta con el apoyo de barones regionales como Javier Lambán, Guillermo Fernández Vara y Susana Díaz, y también con el respaldo del "PSOE histórico". Por ese motivo, afirman altos cargos populares, "lo tiene todo para quitar la silla a Sánchez si éste fracasa en la investidura y ofrecerse él como candidato en un segundo debate".

Según un importante dirigente del PP, "si Page pudiera, cogía el teléfono y nos ofrecía un pacto a la alemana", que se podría traducir en un acuerdo de investidura y legislatura entre los dos principales partidos o, incluso, en una "gran coalición".

"Si quieres nuestro apoyo, rompe con Iglesias"

En el PP, eso sí, admiten que "la investidura está casi hecha" para Sánchez y que las dudas de ERC son "mero postureo". No obstante, quieren alimentar la campaña pro-Page para provocar una división interna en los socialistas.

Además, las fuentes consultadas afirman que también aprovecharán las llamadas de Sánchez a los presidentes autonómicos para tratar de erosionar el gobierno de coalición con Podemos.

[Pedro Sánchez pacta con Podemos que Pablo Iglesias sea vicepresidente de Gobierno]

Así, presidentes regionales como Alberto Núñez-Feijóo, Juanma Moreno e Isabel Díaz Ayuso afirmarán que la única opción de "tomarse en serio" las propuestas de Sánchez es que el presidente en funciones rompa con Pablo Iglesias: "Si quiere hablar con nosotros de verdad, es lo primero que debería hacer". 

Evidentemente, esa posibilidad es "política ficción", pero también se hará hincapié en ella para "retratar una ronda de llamadas que lo único que pretende es blanquear su reunión con Torra".

Más allá de esta campaña pro-Page, que pe el PP también tratará de alimentar la división en un gobierno PSOE-Podemos re