Pactos de Gobierno
ERC pide más tiempo al PSOE para fijar un relato que les salve ante un adelanto electoral en Cataluña
En Casa Real trabajan con la hipótesis de encuadrar la ronda de consultas entre el 10 y el 12 de diciembre como muy tarde

Las negociaciones entre PSOE y ERC avanzan. Desde el PSOE con optimismo, mientras en ERC se mantienen fuertes con su propuesta de diálogo entre Estados para solucionar el conflicto en Cataluña. El diálogo entre ambas formaciones se mantendrá con absoluta discreción, señalan desde las dos formaciones. Sin embargo, los plazos que contemplan unos y otros son muy distintos. Mientras los socialistas quieren acelerar el proceso para evitar el desgaste de la negociación, Esquerra pide tiempo para calmar a los sectores más duros, algo que podría dilatar la investidura hasta enero, como ya contemplan algunos socialistas

Tanto socialistas como republicanos coinciden en transmitir que hay posibilidades para investir a Pedro Sánchez, pero ninguno se atreve a adelantar posibles fechas para fijar la ronda de consultas con el Rey, ni la posible sesión para formar Gobierno. Lo que sí han quedado ambos partidos es en celebrar otra reunión que tendrá lugar el próximo martes día 3 a las 17 horas en el Congreso de los Diputados. Nada de celebrarla en el Parlament de Cataluña, como habían anticipado. Para los republicanos hubiera sido un gesto importante, señalan. 

Desde Moncloa buscan acelerar los tiempos para investir a Sánchez antes de Navidad; mientras que en ERC piden tiempo a los socialistas hasta el próximo 21 de diciembre, cuando los republicanos celebran su congreso nacional que fije, entre otras cosas, su postura ante la investidura -cuentan ya con el aval de las bases- y elegir al próximo candidato para la Generalitat ante un posible adelanto electoral. 

ERC teme que Torra adelante las elecciones en Cataluña y les pille en plenas negociaciones con el PSOE, sin relato y sin candidato 

Los comicios podrían adelantarse en Cataluña ante la posible inhabilitación de Torra y en ERC temen que este adelanto los pille en plenas negociaciones con el PSOE, sin candidato elegido -al estar Junqueras inhabilitado- y sin relato con el que defenderse de las posibles acusaciones de 'traidores' que JxCat podría orquestar si se les excluye de estas reuniones para investir a Sánchez. 

 [El PSOE teme que ERC esté haciendo un "paripé" y les debilite de cara a futuras negociaciones

Los republicanos temen que los de Torra les acusen de 'botiflers' (traidores) tras aceptar sentarse a dialogar con los socialistas para intentar sacar un Gobierno de coalición adelante. Esta posibilidad consolida el liderazgo del vicepresidente Pere Aragonés como sucesor de Junqueras ante los posibles comicios, frente al diputado Joan Tardà y el president del Parlament, Roger Torrent, dos nombres que también suenan con fuerza dentro de la formación. 

En Casa Real trabajan con la hipótesis de encuadrar la ronda de consultas entre el 10 y el 12 de diciembre como muy tarde  

ERC podría dar la investidura a Sánchez para después abordar la situación de Cataluña en una mesa de partidos. A partir de la semana que viene, el calendario muestra varios días marcados. El primero es el 3 de diciembre, el de la constitución de las Cortes Generales; el segundo, el 6, el día de la Constitución, que en el Congreso se conmemora con un acto oficial. 

En Casa Real trabajan con la hipótesis de encuadrar la ronda de consultas entre el 10 y el 12 de diciembre como muy tarde, pues ésta es la fecha en la que empezará un nuevo Consejo Europeo, en el que la presencia de Sánchez es preceptiva. La razón por la que puedan habilitarse tres días para la ronda de consultas del Rey con los representantes de los partidos que hayan obtenido representación parlamentaria es precisamente el amplio número de estos.

Lo previsible es que terminada dicha ronda, quien ejerza la Presidencia del Congreso acuda a La Zarzuela, regrese a la Cámara e informe a los medios sobre quién es el candidato propuesto para la investidura y las fechas del debate. Esta previsión sitúa las miradas en la semana del 16 de diciembre. Si el formato por el que se opta en el Congreso marca un primer día de exposición del candidato e intervenciones de líderes y un segundo para la votación inicial, ésta quedaría enmarcada en el 17 de diciembre.

Se requiere aquí mayoría absoluta, lo que se antoja casi imposible dada la aritmética parlamentaria, por lo que la atención se desplazaría a la segunda votación de 48 horas después, es decir, el 19 de diciembre. Ahora se necesita mayoría simple, más síes que noes. Un respaldo a Sánchez el 19 de diciembre cumpliría el deseo expresado estos días por varios ministros y por el propio Pablo Iglesias: antes de Navidad, nuevo Gobierno.

Pero si no fructifica ese respaldo, el reloj de dos meses que establece la Constitución para evitar la repetición electoral comenzará a moverse. Otro fiasco como el de este año abocaría al país a nuevas elecciones el 5 de abril. Superados esos dos meses, habrá que contar 47 días desde la publicación del real decreto de convocatoria de comicios hasta los propios comicios, ya que se trata de otra repetición. Las urnas volverían a los colegios electorales el 5 de abril, que en 2020 es Domingo de Ramos.