Elecciones 10N
Génova cree que el CIS puede desmovilizar al PSOE y llevar al "fracaso" a Sánchez
El PP ha arremetido contra las "ocurrencias" de Tezanos y cree que los datos se deben a un intento de "animar" a los suyos. Sin embargo, están convencidos de que eso es "pan para hoy y hambre para mañana" y confían en que no existe el llamado 'efecto caballo ganador'

"Es pan para hoy y hambre para mañana". Así de contundentes se muestran en el PP, donde, pese a considerar que los socialistas "se inventan el CIS" -en palabras del propio Pablo Casado-, confían en que la jugada se le vuelva en contra a Pedro Sánchez.  

Según la teoría de las fuentes de Génova consultadas por LPO, "no existe el efecto caballo ganador". Esto es, no creen que ofrecer una victoria clara al PSOE vaya a animar a sus votantes a acudir a las urnas el 10N. "Sánchez tiene muy desmotivada a su gente porque cree que la convocatoria de elecciones ha sido un error. Por eso tiene que animar a su gente para que se movilice, pero estos datos son pan para hoy y hambre para mañana", sentencia un dirigente popular. 

[El PSOE utiliza el CIS para animar a sus cargos a "convencer a sus vecinos": "Estamos muy cerca"]

Él considera que, lejos de hacer un llamamiento a las urnas, puede ocurrir todo lo contrario y, además, si no se cumple ese objetivo marcado, será un "fracaso" para los socialistas. Así lo cree también un asesor del partido, que recuerda que en Argentina pasó algo parecido. "No existe el efecto caballo ganador", insiste.

Aun así, sí consideran que el objetivo del PSOE con unos datos del CIS es precisamente ese: arrastrar al electorado hacia la oferta más segura. Y, además, otras voces de Génova consideran que existe una doble intención al ofrecer una amplia mayoría a los socialistas, una rebaja de expectativas al PP y todo lo contrario de lo que ofrecen los sondeos privados a Ciudadanos y Vox. "Había que levantar el ánimo a la tropa del PSOE y, a la vez, enviar el mensaje de que agrupar el voto de Cs y Vox en el PP no sirve", valora esta fuente. 

[La encuesta del CIS mantiene viable la hipótesis de un Gobierno de izquierdas sin independentistas]

En cualquier caso, todos los consultados consideran que dicho movimiento se le puede volver en contra a Sánchez y lograr justo lo contrario de lo que pretende: la desmovilización de su electorado, confiado ya en la victoria de los suyos. Una opinión que comparten en Ciudadanos, donde consideran el último CIS "otro exceso socialista". Los naranjas también creen que, cuando se contrasten los datos con los de las urnas, "será un fracaso impresionante. "Por un lado, desmoviliza a los votantes; por otro, eleva las expectativas. Es una gilipollez", ironiza otra de las fuentes consultadas. 

[Albert Rivera, el líder más penalizado por su electorado: un tercio de sus votantes le suspenden]

Entre los expertos en demoscopia, en cambio, existen más matices. Para Miguel Díaz, fundador de Electomanía, sí existe el efecto caballo ganador que arrastra al electorado hacia la formación más fuerte, también se puede dar el efecto contrario. "En este caso no tendría por qué. En abril se comprobó que las encuestas que ofrecían al PSOE la victoria, después, en la recta final de campaña, se demostró que los indecisos se inclinaron por esa opción", recuerda. 

Para Pablo Simón, editor de Politikon, aunque existe el efecto carro ganador, también puede transformarse en un underdog, es decir, el de 'voto por pena al que va a perder'. "Es cierto que cuando hay mucha distancia entre el primero y el segundo (como en este caso), se da por seguro el resultado y esto puede deprimir la participación", concluye. El resultado final, resumen todos, no se sabrá hasta la encuesta final (y real) del 10 de noviembre.