Elecciones 10N
Errejón no llegaría al 2% en su 'vía vasca' y haría perder un escaño a Podemos
Más País sólo conseguiría un 1,8% de voto en Vizcaya, la única circunscripción vasca a la que se presenta, según el sociómetro del Gobierno vasco

Iñigo Errejón resta en Euskadi. La candidatura por Vizcaya, la única que el candidato a la Presidencia ha presentado allí, no llegaría ni al 2% del voto, según el sondeo elaborado por el Gobierno vasco, que no otorga ningún escaño a Más País y que, en cambio, sí resta uno a la marca morada de Elkarrekin Podemos. 

Podemos pasaría el 10N de dos a un escaño por la provincia de Bizkaia, según este sondeo, mientras que Más País ni siquiera llegaría a sumar la barrera del 3% del voto, el umbral necesario para obtener escaño, y se quedaría en el 1,8% de los sufragios. 

[Turbulencias en la 'vía vasca' de Errejón]

Los morados, que en las elecciones de abril consiguieron en esta circunscripción dos escaños y un 17,7% del voto, ahora sólo alcanzarían un diputado y el 15,7%. Es decir, dos puntos menos que harían imposible la consecución del segundo escaño que sí obtuvieron hace seis meses. 

Pero la caída de Podemos no es un fenómeno exclusivo de Vizcaya, donde ahora compite con Errejón. También en Álava y Guipuzcoa se registran caídas; en el primer caso, 2,3 puntos y en el segundo 1,2, aunque en ninguna de estas dos provincias pierden escaño, como sí ocurre en Vizcaya.

Sociómetro vasco para elecciones generales y autonómicas by La Politica Online on Scribd

La candidatura vasca de Errejón tuvo un comienzo accidentado, con las negociaciones mantenidas con una escisión del PSOE llamada Solidaridad que finalmente no fructificaron. El propio hermano de Errejón, que también sonó como posible candidato, fue el que mantuvo estas conversaciones, por las que el grupo de ex socialistas ofrecían a Más País estructura de partido a cambio de concurrir juntos a las autonómicas vascas. Un extremo que el partido nacional rechazó.

Finalmente, el candidato de Más País por Bizcaya fue un ex asesor del Gobierno de Manuela Carmena en el Ayuntamiento de Madrid, Txema Urkijo, que también fue el director de Derechos Humanos del Gobierno de Juan José Ibarretxe y en la última legislatura asesoró al comisionado de Memoria Histórica del consistorio madrileño, un área dependiente de Mauricio Valiente (IU).